FANDOM


Wiki Esta Historia Alternativa tiene un autor. Cualquier cambio debe ser primero consultado con esta persona antes de editar. Se recomienda la discreción del espectador (¿?).

Presidente Gaitán - En Construcción Esta pagina está en construcción.

Es posible que a causa de ello haya lagunas de contenido o deficiencias de formato. Por favor no edites o agregues algo a este articulo sin consentimiento. Propón cualquier cambio en la pagina de discusión.


“¡Contra las oligarquías, a la carga!"

Gaitan

Año 1948. A pesar de haber perdido en su candidatura en 1946 y ver el retorno conservador al poder, la campaña presidencial de Jorge Eliécer Gaitán (líder y candidato por el Partido Liberal a las Presidenciales de 1950) está arrasando en las encuestas, conserva mayorías en el Congreso tras las Legislativas de 1947, y tiene la atención de la opinión pública a lo largo del país después de la Marcha del Silencio y los sucesivos discursos de Gaitán en las plazas públicas. Es de lejos la figura más reconocida de la nación y la mayoría de votantes ya lo ven como virtual ganador de las elecciones próximas. Más no todos están contentos con la idea. En silencio, el asesinato más impactante que vería Colombia se fragúa. 

El objetivo de esta Historia Alternativa es ver qué habría sido del futuro de Colombia si Gaitán hubiera sobrevivido al atentado contra su vida y posteriormente haber ganado la presidencia, y todas las ramificaciones que tendría esto en el futuro (en nuestra perspectiva pasado) de la república y el mundo.

Introducción

Nacido el 26 de enero de 1903 en Bogotá, hijo de una profesora y un ex-militar (ambos de profunda vocación liberal) en un hogar de clase media, líder estudiantil en protestas contra los presidentes de la Hegemonía Conservadora, congresista voz de la furia contra el gobierno por la Masacre de las Bananeras, presidente de la Cámara de Representantes en 1931-32, fundador de la UNIR en 1933, alcalde de Bogotá en 1936-37, Ministro de Educación en 1940, Ministro del Trabajo en 1942-43, candidato de la disidencia liberal en 1946 (con un 27% de la votación) y muerto en 1948 mientras buscaba otra vez la presidencia, Gaitán fue visto por muchos como el mayor defensor de los intereses de la población contra la clase política (lo que le valió el sobrenombre de "caudillo del pueblo"). Llamando durante dos décadas a la renovación moral y la lucha contra la que él llamaba "oligarquía", consiguió un caudal de seguidores incomparable para los términos del momento (y aún hoy); siendo capaz de, en su cenít, movilizar a casi el 10% de toda la población del país en marcha, en tiempo real. Una figura tan seguida causaría efectos. Especialmente su muerte.

El asesinato de Gaitán (presuntamente a manos de Juan Roa Sierra) y el inmediatamente posterior Bogotazo sigue siendo uno de los eventos más importantes y polémicos en la historia de Colombia, alterando para siempre el devenir del país. Originando primero La Violencia y después el conflicto armado colombiano, el magnicidio rompió el siglo XX en mitades dos años antes, y sus consecuencias han sido tangibles y desastrosas para millones de personas. Aún más importante, ni siquiera con todo esto, se conocen las circunstancias, motivación o ni siquiera responsables reales del suceso. Gaitán es quizá la figura que más marcó el siglo XX para Colombia. Independientemente de la opinión que se tenga de él y su temario, es innegable que ha dejado un legado, voluntario e involuntario, que no puede borrarse. Pero sí cambiarse.

Punto de Divergencia

[Sucesos originales] El día 9 de abril, al mediodía, Gaitán se encontraba en el segundo piso de su despacho con varios asesores políticos y juristas, habiendo hace apenas unas horas logrando la absolución del teniente Cortés Poveda de un juicio. Gaitán se dirige a almorzar a la 1:00 p.m. bajando por el ascensor, cuando uno de los juristas, Mendoza Neira, toma del brazo a Gaitán y se adelantan al resto de personas; al llegar a la puerta (frente a la carrera séptima) un hombre joven de baja estatura (presuntamente Juan Roa Sierra) dispara tres balas contra el político, habiendo sido avisado por otro de mayor altura de que Gaitán estaba saliendo del edificio. Ambos sujetos habían sido objetivos de sospecha por el equipo de seguridad del edificio desde hace varios días.

El cambio respecto a Nuestra Línea de Tiempo es que, en este escenario, el ascensorista del despacho (Pablo López), quién había sido el primero en avisar sobre la presencia de los jovenes en anteriores días, observa de nuevo a estos fuera del edificio antes de que Gaitán bajase del segundo piso, alertando la posesión de un arma por uno de estos; llama al equipo de seguridad del edificio mientras Gaitán y los juristas bajan por el ascensor. Cuándo este sale a la carrera séptima, la seguridad ya está desplegándose e inmovilizan al hombre armado, que solo alcanza a disparar una bala, en la zona izquierda de la espalda de Gaitán (en vez de las dos contra el torso y una contra su cuello de NLT). El segundo hombre es atrapado en su huida poco después. 

Gaitán es enviado a la Clínica Central de forma inmediata mientras los dos hombres son interrogados en el despacho. Una hora después la policía se los lleva a una sede en Cundinamarca para evitar que fuesen linchados por la multitud alborotada que se ha ido acumulando en la carrera Séptima. A las 6:39 p.m. el equipo médico que atiende a Gaitán anuncia que vivirá sin mayores problemas: la bala le rozó el estómago sin darle directamente. Ningún otro órgano o tejido de importancia fue afectado significativamente. Es dado de alta el 14 de abril con advertencias de reposo hasta mayo. 

Línea de Tiempo

Línea de Tiempo (no-trabajada)

...

Véase también...